fbpx

¿Qué es la Ley de Segunda Oportunidad?

el origen de la Ley de Segunda Oportunidad

La llegada a España en 2.015 de un mecanismo con la Ley de Segunda Oportunidad supuso una victoria para conseguir que muchas personas que se encontraban en una situación económica muy complicada pudieran salir adelante y volver a empezar sus vidas desde cero.

Hoy queremos contarte qué es exactamente esta ley, de dónde surge y cómo puedes acceder a ella en caso de que necesites empezar de cero.

Recuerda que, en estos casos, es importante contar con la asesoría de profesionales que puedan ayudarte a enfrentar este tipo de problemas. Desde Finalca, podemos estar contigo en el proceso y hacer que el camino por el que tienes que pasar sea mucho más fácil.

Empezamos por el principio, ¿qué es la Ley de Segunda Oportunidad?

La ley de Segunda Oportunidad es un proceso administrativo que permite a personas físicas cancelar una parte de sus deudas. Desde su creación en 2.015, más de 15.000 personas han podido cancelar sus deudas gracias a ella, desde la entrada en vigor de la más de la Ley. Un dato curioso es que la mitad de estas personas que se han acogido a esta ley lo han hecho durante el primer semestre de 2021, como consecuencia de los problemas financieros derivados de la pandemia.

Debemos tener en cuenta que la crisis derivada de la pandemia del COVID-19 ha provocado que gran cantidad de empresas se hayan quedado al borde de la quiebra. Los expertos aseguran que la mejor forma de salir de esta situación es facilitando a que estas entidades o personas puedan llevar a cabo un cierre rápido, de este modo, se puede liberar a trabajadores que podrán empezar a generar recursos en otra actividad.

Por medio de este mecanismo, se puede superar una situación en la que es imposible para el deudor enfrentarse a sus acreedores, siempre teniendo en cuenta el derecho de estos. Se intenta llegar a una situación de equilibrio entre ambas partes.

Hay que pensar que el principal objetivo de esta ley es el de conseguir ofrecer auxilio a una persona que, aunque haya podido ser un buen pagador, en la actualidad tenga una situación complicada, un bache económico.

Antes de existir esta opción, ya se contaba con la posibilidad de entrar en un concurso de acreedores. Sin embargo, este mecanismo se ha convertido en una forma muy eficaz para ayudar a las personas que lo necesitan en un momento de máximo apuro.

¿Cuál es el origen de la Ley de Segunda Oportunidad?

El origen de esta ley viene directamente de Estados Unidos, donde existe una ley muy similar que se lleva aplicando allí desde hace varios años. España demandaba un mecanismo de estas características desde hacía tiempo, con el objetivo de evitar el endeudamiento perpetuo durante años.

La llegada de la crisis de 2008 y la situación económica de muchas personas derivada de ella generó que la necesidad de una solución se pusiera en marcha. En un contexto en el que España se encontraba en recesión y la ratio de morosidad estaba en el punto más alto de la historia, la obligación de redactar una ley se hacía cada vez más apremiante.

No fue hasta 2.013 cuando se pudo por primera vez sobre la mesa la creación de la Ley, contando con el apoyo de los emprendedores. Dos años después, en julio de 2.015 la Ley de Segunda Oportunidad quedó aprobada, convirtiéndose en una herramienta clave a la hora de enfrentarse a las deudas.

Gracias a esta Ley se ha intentado desde entonces paliar los efectos de la crisis financiera de 2.008. Con ella, ha sido posible para muchas personas volver a empezar de cero y olvidar las deudas contraídas, siempre intentando no dañar al acreedor.

¿Y qué ha supuesto desde entonces la Ley de Segunda Oportunidad?

Una de las cuestiones por las que se convirtió en algo tan importante la implementación de esta ley fue el hecho de los beneficios que podían suponer para aquellas personas que a partir de ese momento se iban a beneficiar de ella.

La consecución de la creación de la Ley de Segunda Oportunidad ha traído consigo beneficios como:

  • Cancelar las deudas que se han contraído.
  • Conseguir salir de listas de morosos.
  • Volver a tener tarjetas y préstamos.
  • Poder solicitar financiación para nuevos proyectos.
  • Suspender sus embargos.

Aunque, sobre todo, lo más importante es el hecho de contar con un mecanismo que permita a quién lo utiliza volver a crear un negocio y salir adelante después de haberse visto en un pésimo momento financiero.

¿Qué debes saber sobre la Ley de Segunda Oportunidad?

Una vez que ya sabes de qué estamos hablando y de dónde surge la creación de esta ley, vamos a pasar rápido por algunos de los puntos más importantes que tiene.

Requisitos para acogerse a la Ley de Segunda Oportunidad

Para poder acogerte a la Ley de Segunda Oportunidad hay cumplir ciertos requisitos que demuestren, principalmente, que ha existido buena fe:

  • Primero se ha debido intentar llegar a un acuerdo extrajudicial de pago, una negociación con el acreedor para hacer frente a las deudas.
  • En segundo lugar, se debe demostrar que se ha llevado a cabo la liquidación del patrimonio y que, por lo tanto, ya se ha pagado todo lo posible al acreedor.
  • Además, la deuda no puede superar los 5 millones de euros.
  • Por último, para demostrar que ha existido buena fe, el deudor deberá asegurar que la situación no ha sido provocada, que no se ha acogido a esta ley en los diez años anteriores, que no ha cometido delitos de tipo económicos y que no ha rechazado un trabajo que se ajustase a sus capacidades.

Deudas que pueden cancelarse con la Ley de Segunda Oportunidad

La Ley de Segunda Oportunidad permite cancelar deudas que quedan pendientes tras una subasta y tras la ejecución de un inmueble. No se podrían cancelar aquellas deudas que se hubieran contraído con la Seguridad Social o con la Agencia Tributaria.

Además, no existe un número de acreedores de los que se pueda liberar una persona gracias a la Ley de Segunda Oportunidad. Recuerda que la única limitación es no superar la deuda de 5 millones de euros.

Share on facebook
Facebook
Share on google
Google+
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on pinterest
Pinterest