fbpx

¿Se pueden reunificar deudas estando en ASNEF?

puedo reunificar deudas con asnef

En el caso de que te encuentres en ASNEF, sigues teniendo la posibilidad de pedir la reunificación de deudas, eso sí, en este caso, deberás cumplir un requisito muy importante: has de tener un bien inmueble.

Vamos a contarte las opciones que tienes en tus manos para reunificar las deudas que tengas con ASNEF y a ayudarte a conocer mejor qué es la reunificación de deudas y cómo puede beneficiarte acogerte a ella.

¿Qué es la reunificación de deudas?

Antes de empezar, vamos a centrarnos un poco más en qué es exactamente la reunificación de deudas. La reunificación de deudas tiene como objetivo unificar todos aquellos préstamos que pudiéramos tener y convertirlos en un solo. Gracias a esta opción, podremos obtener unas condiciones mejores de financiación que nos hagan más llevadero el pago, además de alargar el plazo de devolución de estas.

En resumen, la reunificación de deudas nos permite pagar solo una cuota mensual, menos y durante más tiempo.

¿En qué nos ayuda?

Consiste en pedir un solo préstamo que consiga reagrupar todos los que tengas pendientes. Una sola cuota puede facilitarnos el pago y hacer que el desembolso mensual sea mucho menor. Además, quitarnos diferentes fechas de vencimiento puede resultar un alivio para nuestro control de deudas.

Si tu situación financiera requiere de la reunificación de deudas, son varias las cuestiones de las que te podrás beneficiar para conseguir mejorar tu economía:

  • Los pagos se podrán realizar de una forma mucho más flexible.
  • Se llevará a cabo la reunificación de todos los servicios financieros que tengas activos en ese momento.
  • Todas las deudas se pagarán mediante un mismo préstamo.
  • El tiempo de pago de los préstamos se alarga y en algunas ocasiones podrá durar hasta 10 años.
  • Es posible negociar las cuotas y los intereses del nuevo préstamo, de esta forma, será mucho más sencillo que puedan adaptarse a la situación de la persona en el momento de la solicitud.

¿Cómo podemos hacerlo?

Se trata de un proceso, no es excesivamente complicado, aunque sí que precisa que la entidad que vaya a concedérnoslo haga un estudio de nuestra situación, las deudas y los intereses que estamos pagando. No todos los casos son iguales y algunos pueden complicarse más que otros o, incluso, llegar a denegarse.

Para llevar a cabo el proceso, primero se deben cancelar todas las deudas para generar una sola hipoteca donde se aplicarán unas nuevas condiciones que anteriormente hemos reunificado.

Reunificación de deudas, casos difíciles

Para poder llevar a cabo la reunificación de deudas podemos encontrar unos casos más complicados que otros. Esto depende de la deuda y de la situación económica de la persona que lo solicite. Existen diferentes grados de dificultad.

Sin embargo, esta reunificación de deudas en los casos más difíciles puede ser de gran ayuda si con ello se alivia la presión que se ha generado por contar con varios préstamos o pagos de créditos. De esta forma, podrá mejorar y aliviar su situación financiera pagando solo una cuota más baja.

Tipos de casos difíciles de reunificación de deudas

Cuando el caso de reunificación de deudas es complicado se pueden dar varias situaciones. En estos casos, se requiere de condiciones especiales que nos serán requeridas.

Los casos de reunificación de deudas más complicados son:

1.     Reunificación de deudas con ASNEF

Para conseguir que sea ASNEF quien lleve a cabo la reunificación de una deuda deberemos cumplir los mismos requisitos que para cualquier otra entidad, con la diferencia de que la oferta de que quiénes pueden hacerlo son un número mucho menor de entidades.

2.     Reunificación y supresión de embargos judiciales

En este caso, el demandante se encuentra en un procedimiento judicial y, por lo tanto, precisa de financiación de forma urgente. No puede ser financiado por una entidad bancaria y se han de buscar alternativas.

3.     Préstamos bancarios impagados

A través de esta opción, el deudor podría pagar deudas anteriores mediante un nuevo préstamo y de esta forma anular la morosidad.

4.     Deudas con la Seguridad Social

Se trata de una de las reunificaciones de deudas más complicadas de conseguir. Este tipo de impagos suele derivar en el embargo de forma muy rápida. Es preciso contar con empresas especializadas para conseguir llevarla a cabo y es, sobre todo, un tipo de reunificación asociado a empresas y autónomos.

5.     Deudas con la AEAT

Es muy similar a la anterior, con las mismas consecuencias, pero puede recaer sobre cualquier persona. En caso de contraer una deuda con la AEAT, el moroso podrá seguir cobrando una pensión por jubilación, pero si puede verla embargada.

¿Cómo reunificar deudas estando en ASNEF?

Nos centramos ahora en la situación de que nos toque reunificar deudas estando en ASNEF. Debemos saber qué opciones tenemos y cómo hacerlo de forma adecuada.

Lo primero que debes de tener en cuenta es que las entidades bancarias al uso no van a aceptar reunificar las deudas de una persona que se encuentre en ASNEF, es por ello por lo que la opción con la que cuentas es la de ir a una entidad de crédito que acepte a deudores en tu situación.

Eso sí, ten en cuenta que estas entidades tienen unas condiciones mucho más duras y que además con unos intereses más altos de lo normal.

Lo más normal es que te exijan unos ingresos estables y te pongan la condición de que la deuda con ASNEF no provenga del impago de un préstamo.

¿Es posible solicitar una reunificación de deudas estando en ASNEF?

La respuesta a esta pregunta es sí. Sin embargo, como ya adelantábamos en el primer párrafo, ASNEF solo aceptará una reunificación de deudas si contamos con un bien inmueble, si no lo tenemos, se nos denegará la reunificación.

Debes tener en cuenta que, aunque la reunificación de deudas pueda resolver una situación de agobio económico, lleva asociada nuevos gastos que incrementarán tu deuda y la alargarán en el tiempo.

Recuerda que la opción alternativa en esta situación es no pasar por la reunificación y directamente intentar solventar tu situación por medio de la Ley de Segunda Oportunidad.

Share on facebook
Facebook
Share on google
Google+
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on pinterest
Pinterest